¿Tienes dudas?
Prevención Ambiental

Autorización Ambiental Integrada (AAI)

Autorización Ambiental Integrada (AAI)

Cumplimiento de la Ley 7/2007 de 9 de Julio (Ley GICA) y RD Legislativo 1/2016, de 16 de diciembre

La Autorización Ambiental Integrada (AAI) entró en vigor bajo la Ley 16/2002, de 1 de julio de prevención y control de la contaminación, derogada por el Real Decreto Legislativo 1/2016, de 16 de diciembre, por el que se aprueba el texto refundido de la Ley de prevención y control integrados de la contaminación.
Se trata de una herramienta de intervención administrativa con la que trata de aunar las diferentes autorizaciones sectoriales necesarias para la puesta en marcha de actividades e instalaciones que condicionen de forma importante al medio ambiente.
Está regulada bajo el Real Decreto 815/2013, de 18 de octubre, por el que se aprueba el Reglamento de emisiones industriales y de desarrollo de la Ley 16/2002. Estableció un reglamento para las mencionadas instalaciones y tiene las siguientes características:
  • Simplifica los tramites administrativos, integrando en una misma autorización las autorizaciones sectoriales de medio ambiente para las actividades que regula (producción y gestión de residuos, autorización de vertido, incluida la autorización de vertido al saneamiento, de competencia municipal, etc.).
  • Su objetivo es proteger al medio ambiente en su conjunto, aplicando los principios de prevención y control ambiental de una forma integrada, con el fin de impedir la transferencia de contaminación de un medio a otro. Para ello impone específicamente para cada instalación valores límite en todos los vectores ambientales (atmósfera, aguas, ruidos, residuos, suelos…), así como planes de vigilancia al respecto.
  • Vela por la utilización de manera eficiente de la energía, el agua, las materias primas, el paisaje, el territorio y otros recursos.
Para conocer si una actividad se encuentra sometida a AAI se ha de consultar, en primer lugar, el Anexo III del Decreto-ley 5/2014, de 22 de abril y Ley 3/2014, de 1 de octubre para las actividades que se vayan a ejecutar o instalar en la Comunidad Autónoma Andaluza.
Podrían destacarse algunos ejemplos de actividades sometidas a AAI:
  • Las relacionadas con Instalaciones Energéticas, Químicas o de Transformación que supongan combustión, emisiones y/o vertidos.
  • Industrias Agroalimentarias y Explotaciones de Ganadería Intensiva (pueden implicar vertidos y/o emisiones).
  • Instalaciones para la Eliminación o Valorización de Residuos (pueden implicar vertidos y/o emisiones).
El Reglamento de emisiones industriales aprobado mediante el Real Decreto 815/2013, de 18 de octubre recoge en su Anejo 1 las categorías de actividades e instalaciones de titularidad pública o privada ya recogidas en la Ley 16/2002 y RDL 1/2016, y las que, en su caso, alcancen los umbrales de capacidad establecidos en el mismo, con excepción de las instalaciones o partes de las mismas utilizadas para la investigación, desarrollo y experimentación de nuevos productos y procesos.»
Por otro lado, también habría de considerarse el sometimiento a AAI en los siguientes casos:
  1. La modificación sustancial de las actuaciones anteriormente mencionadas.
  2. La modificación sustancial de las instalaciones o parte de las mismas anteriormente mencionadas.
  3. Las instalaciones que se encuentren operativas y que a causa de una modificación superen los umbrales establecidos en el citado Anexo para algunas de las categorías de instalaciones.
Quedan exceptuadas de autorización ambiental integrada las instalaciones o partes de las mismas mencionadas que sirvan exclusivamente para desarrollar o ensayar nuevos métodos o productos y que no se utilicen por más de dos años.
Las solicitudes de AAI deben tramitarse ante la Delegación Territorial competente en materia de Medio Ambiente (actualmente Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible) de la provincia donde se pretende llevar a cabo la actividad.
En cuanto a la solicitud de autorización ambiental integrada, ésta  se acompañará de la siguiente documentación:
La solicitud de autorización ambiental integrada se acompañará de la siguiente documentación:
  1. Proyecto básico, que deberá contener la documentación recogida en el artículo 12.1 de la Ley 16/2002, de 1 de julio, en el Anexo V del Decreto 5/2012, de 17 de enero, así como, en su caso, la documentación recogida en el Anexo VII de dicho Decreto exigida por la normativa sectorial que resulte de aplicación a la actividad y que sea necesaria para obtener las autorizaciones y pronunciamientos que en cada caso integren la autorización ambiental necesaria.
  2. Informe de Compatibilidad con el Planeamiento Urbanístico, con excepción de las actuaciones que no sean susceptibles de licencia municipal y las modificaciones sustanciales que no supongan aumento de la ocupación del suelo.
  3. Solicitud de la licencia municipal de actividades dirigida al Ayuntamiento correspondiente, acompañada de la documentación correspondiente.
  4. Informe sobre la Afección al Patrimonio Histórico, resultante de una actividad arqueológica o informe de la Delegación Territorial de Cultura, de innecesariedad de dicha actividad, según el artículo 32.1 de la Ley 14/2007, de 26 de noviembre, de Patrimonio Histórico de Andalucía.
  5. Estudio de Impacto Ambiental, salvo en el supuesto regulado en la Sección 4.ª del Capítulo III del Decreto 5/2012, de 17 de enero, que contendrá al menos, la información recogida en el Anexo VI.
  6. En su caso, informe de situación del suelo regulado en el artículo 91.3 de la Ley 7/2007, de 9 de julio.
  7. Estudio Acústico o Justificación técnica de Innecesariedad del mismo. El Estudio Acústico se realizará siempre que se superen los 70 dB o para actividades situadas en zonas acústicas especiales o en otros casos contemplados en el artículo 42 del Decreto 6/2012, de 17 de enero, por el que se aprueba el Reglamento de Protección contra la Contaminación Acústica en Andalucía. El contenido mínimo de los estudios acústicos para las actividades o proyectos será el establecido en la Instrucción Técnica 3.
  8. Acreditación del poder de representación en virtud del cual actúe, en su caso, la persona representante de la persona o entidad solicitante.
  9. Escritura de constitución de la entidad promotora  y, en su caso, de la entidad titular  o documentación identificativa de la persona física promotora.
  10. Justificante del pago de las tasas que resulten de aplicación, en su caso.
  11. La determinación de los datos que, a juicio del solicitante, gocen de confidencialidad, debiendo justificarlo de acuerdo con las disposiciones vigentes.
  12. Cualquier otro documento que se estime conveniente para precisar o completar cualquier dato.
Si se tienen dudas acerca de si una actividad está o no sometida a AAI, además del alcance, amplitud y grado de especificación de la documentación ambiental necesaria para solicitar dicha autorización ambiental, las personas o entidades titulares o promotoras de actuaciones podrán obtener de la Delegación Territorial con competencias en Medio Ambiente información mediante el procedimiento de Consultas Previas.
Para ello, deberán realizar una solicitud de información a la Delegación Territorial de la provincia donde pretenda llevar a cabo la actuación conforme el modelo que figura en el Anexo III del DECRETO 5/2012, de 17 de enero.
Dicha solicitud deberá ir acompañada de una memoria resumen del proyecto que contendrá como mínimo:
  • Identificación de la persona o entidad titular o promotora.
  • Descripción y características más significativas del proyecto.
  • Ubicación del proyecto, para lo que se aportará cartografía a escala adecuada de su situación y emplazamiento.
  • Justificación de la necesidad u oportunidad de la actuación.
  • En su caso, principales alternativas que se consideran y análisis de los potenciales impactos ambientales de cada una de ellas.
  • Determinación de las afecciones territoriales y ambientales de la actuación proyectada.
Teniendo en cuenta el contenido de la memoria resumen, el órgano ambiental competente efectuará consultas a los Ayuntamientos de los municipios afectados, los órganos que deban emitir informes preceptivos y vinculantes, el órgano sustantivo y, en su caso, a los órganos de la Administración General del Estado cuyas competencias puedan verse afectadas, y a otras entidades o administraciones públicas que, en razón de sus competencias, resulten concernidas, así como a otros organismos, instituciones, organizaciones ciudadanas y autoridades científicas que estime puedan aportar alguna información de interés, para que en el plazo de treinta días, se pronuncien sobre el impacto ambiental de la actividad o aporten cualquier otra información que deba ser tenida en cuenta.

En la imagen se observa el procedimiento completo para la resolución de la AAI.
El Plazo de Resolución es de 10 meses desde la fecha de entrada de la solicitud en el registro del órgano correspondiente.